free web builder

PUEBLOS DESTACADOS

La zona media de Navarra es sinónimo de historia, de grandes fortalezas medievales y castillos que antaño hicieron de Navarra un gran Reino.

Mobirise

ESTELLA

Entre la Montaña y la Ribera, se encuentra Estella, ciudad románica nacida al calor del Camino de Santiago. Formada por palacios, casas señoriales, iglesias, conventos, puentes y hermosos edificios hacen que la consideren "La Toledo del norte".
Fundada en el año 1090 por Sancho Ramírez, vivió su máximo esplendor en los siglos XII y XIII. De esta época es el Palacio de los Reyes de Navarra, uno de los pocos legados de románico civil que quedan en España de esta época. 

Mobirise



PUENTE LA REINA

Puente la Reina, o también conocido como "cruce de caminos", es la villa medieval en la que se unen las dos vías principales del Camino de Santiago, las rutas jacobeas franco-navarra y franco-aragonesa.
Su estructura urbanística es todo un ejemplo de "pueblo-calle", una villa construida en función de su calle principal y no alrededor de un castillo protector.
La villa de Puente la Reina debe su nombre al puente románico construido sobre el rio en el siglo XI por iniciativa de la reina doña Mayor de Castilla con el propósito facilitar el acceso a los peregrinos del Camino de Santiago a su salida de la villa.

Mobirise

OLITE

Olite fue sede real durante la Edad Media, sus gruesos muros y torres palaciegas alojaron a multitud de reyes y princesas. Declarado monumento nacional en 1925, es de los más importantes ejemplos del gótico civil en Navarra.
Residencia preferida de Carlos III el Noble (1337-1425), lo convirtió en un palacio único, en el cual el monarca albergó animales exóticos como jirafas, leones y búfalos, además de realizar auténticos jardines colgantes tropicales en su interior.
Adentrándonos por las estrechas calles de Olite se muestran las magníficas galerías medievales, los nobles caserones de piedra con escudos de armas y ostentosas iglesias, además del recinto amurallado romano. 

Mobirise

UJUÉ

Uno de los principales lugares de culto navarro junto a su espectacular mirador sobre la cordillera pirenaica y la planicie de la ribera. Destaca por ser un pueblo medieval de estrechas calles y pronunciadas cuestas que concluyen en lo más alto con la fortaleza y santuario de Santa Maria de Ujué.
La villa surgió a finales del siglo VIII cuando el primer rey de Pamplona, Iñigo Arista, construyó una fortaleza para frenar el avance del Islam.
Destaca por su tradición, la famosa romería a Ujué en la cual los romeros de Tafalla, Olite, Pitillas y otras localidades de la zona lucen túnicas negras y capuchones negros; arrastrando cadenas y portando las pesadas cruces.

© Copyright  Casas rurales de Navarra - Todos los derechos reservados